Ilustración identificativa especie Delfín humanoide, Delphinus homo insapiens png

Delfín humanoide

delfín con cuerpo humano – humano con cuerpo de delfín

Delfín humanoide, Delphinus homo insapiens 113

La libertad morfológica

La libertad morfológica se refiere a una propuesta de los derechos civiles de una persona para mantener o modificar su propio cuerpo.

El término puede haber sido acuñado por transhumanista Max Más en su artículo de 1993, Auto-Transformación Tecnológica: donde se define como “la capacidad de alterar la forma corporal a voluntad a través de tecnologías como la cirugía, la ingeniería genética, la nanotecnología”. El término fue utilizado más adelante por el polemista científico Anders Sandberg como “una extensión del derecho al cuerpo, no sólo auto-propiedad, sino también el derecho de modificar a sí mismo de acuerdo a los deseos de uno. ”

Delfín humanoide, Delphinus homo insapiens 304

Delfinoplastia: dolphinoplasty

El padre de Kyle se transformó en un delfín en South Park. Desafortunadamente la piel de la aleta dorsal vino de escroto de Sr. Garrison.

Si acepta transgénero, entonces también tiene que aceptar transpecies y cualquier otra cosa imaginable. Si un hombre que cree que es una mujer tiene un verdadero problema que tiene que resolverse con cirugía para hacer que se asemejan a una mujer, entonces un hombre que piensan que es un delfín se debe dar todo lo que necesita la cirugía para parecerse a un delfín.

tierra de delfines delfin humanoide 15 texto

Disforia de especie

Disforia de especie es la experiencia de disforia (depresión, malestar), a veces incluyendo dismorfia (preocupación excesiva por la imagen corporal de uno), asociada con la sensación de que el cuerpo de uno es de la especie equivocada. Earls y Lalumière (2009) lo describen como “la sensación de estar en las malas (especies) del cuerpo… el deseo de ser un animal.”

Fuera de la literatura psicológica, el término es común en las comunidades otherkin y therian (personas que ven a sí mismos como parcial o totalmente no humanos). El fenómeno es a veces experimentado en el contexto de la excitación sexual a la imagen de uno mismo como un animal.

Quizás sea una disforia de especie o algo así. Podría decirse que estos perros tienen algún problema con su identidad. Se auto perciben como si fueran gatos y actúan en consecuencia.

Delfín humanoide, Delphinus homo insapiens 306

¿Eres tú un delfín en un cuerpo humano?

Descubre tu esencia en nuestra conferencia

Conferencia Cuerpo astral

La estructura de tu mente está compuesta por  capas de cuerdas que vibran.  Estas cuerdas (String Theory, Teoría de la Cuerdas) son un canal. El mismísimo centro de esa estructura  es una cuerda más gruesa que se alinea con la médula espinal y que a través de la historia se ha llamado: El Cuerpo Causal.

Este es el Santo Grial que hemos estado buscando a través de la historia y que está dentro de cada uno de nosotros, solo que en una dimensión diferente. El conocimiento de esa estructura hará a la ciencia, religiosa y a la religión, científica. Ya era hora, ¿no crees?

El Cuerpo Causal

El cuerpo energético causal es  una cuerda con forma de embudo doble y que luce como el tronco de un árbol. Se trata de una realidad espiritual que a través de la historia humana se ha conocido como el Árbol de la Vida y que también se conoce como Axis Mundi, el centro del mundo,  y es precisamente eso para cada individuo.

Extendiéndose desde el Cuerpo Causal están 72,000 cuerdas que Frances Fox ha llamado “Mindstrings” (traducido: cadenas mentales ). Estas son como las ramas del Árbol de la Vida que se extienden e interpenetran  a otras dimensiones. Estas cuerdas, las del tronco causal y las 72,000  cadenas mentales , son canales por donde fluye la conciencia  de los individuos.

El cuerpo causal y Las cadenas mentales son estructuras fundamentales del universo. Estas canalizan la mente humana pero no son el humano.

Delfín humanoide, Delphinus homo insapiens 303

Las cadenas mentales interpenetran

Las cadenas mentales Interpenetran varias dimensiones. En la teoría de las cuerdas (String Theory), se dice que existen por lo menos 11 dimensiones.

Cuerpos de Energía Humana

Frances Fox ha identificado  algunos de los cuerpos que la mente humana “usa” para “funcionar” en algunas de estas dimensiones.

Análisis de la anatomía de energía humana: los cuerpos

El cuerpo causal  canaliza y ancla la conciencia humana en el Planeta Tierra y entonces las cadenas mentales interpenetran, salen en búsqueda de distintas dimensiones que tenemos en este mundo, y por esos “cuerpos” tenemos una “vida”  en esas dimensiones:

Físicos

Etéricos

Astrales

El Cuerpo Astral

También llamado el cuerpo de energía emocional, lo que la mente humana usa en las dimensiones astrales. Tiene la forma de un cuerpo físico pero se mueve bastante, está constantemente lleno de colores influenciado por las emociones de la persona o transferidas de otras personas.  El cuerpo astral se puede duplicar a sí mismo.

También puede salirse de su alineación con el cuerpo físico si es que tiene muchas emociones. El estudio de psychoneuroimmunology ha probado que las emociones pueden ser la base para la enfermedad, haciendo que el entendimiento y cuidado de este cuerpo sea muy importante.

El Cuerpo Etérico

También tiene la forma del cuerpo físico y  el humano lo usa para operar en la dimensión etérica. También se le conoce como el cuerpo electromagnético y también llamado el sistema inmunológico humano. En este momento de la historia humana, este cuerpo se está deteriorando debido al exceso de radiación electromagnética.

im_a_dolphin_gif_by_camilapiplup-d66txsj

 

El 33% de los Humanos en el Planeta Tierra tienen conciencia de delfines fluyendo a través de sus cuerdas

La conciencia  delfín entró a los cuerpos físicos que llamamos delfines…pero  en muchos casos entraron el cuerpo físico que llamamos “humanos”

¿Eres un delfín o su amiga, la ballena?

tumblr_lykap0ZF5C1qc8ofbo1_400

tierra de delfines delfin humanoide 118 textogiphy (26)

Las sirenas, una criatura híbrida de humano y delfín

Para muchos de nosotros no hay misterio alguno: las sirenas, esas criaturas de cuerpo humanoide y cola de pez que aparecen en relatos o en pinturas de antiguas culturas, forman parte de la fauna tradicional de la humanidad.

Pero más allá de ello dejamos lo convencional e investigamos en una fuente escrita tradicional no occidental de mayor importancia y encontramos gracias a la ayuda de un estudiante talmúdico, de un antiguo escrito en un tratado del Talmud que él había escuchado a su vez de un rabino, tomo un libro de los muchos que había allí y me tradujo del arameo lo siguiente:

Y dijo así este es el Tratado Bechoroth 8a ” R. Ashi dijo: Una especie de delfines fueron fecundos y se multiplicaron por acoplamiento con los primeros seres humanos. ¿Cuáles son esos delfines? – Dijo Rabí Yehudá: Son los denominados “seres humanos del mar.”

Y el estudioso me dijo: miraré las explicaciones del exegeta Rashi, si, sin duda se trata de seres medio humanos y medio pez y los hay de ambos sexos, al parecer en algún momento existieron y no sé si se extinguieron o no.

Cierta vez escuche un comentario pero no recuerdo de que tratado lo extrajeron, y el rabino explicaba que en un tratado se refiere a un hijo de Esav que era un muy buen nadador pasaba mucho tiempo en el mar, y está escrito que solía copular con un delfín hembra y por lo que además leí esa no es la única vez que un ser humano tuvo copulaciones con algún animal.

Animal Planet asegura que las sirenas existen

Una reciente emisión de Animal Planet, el canal de Discovery Communications, sembró la duda: el pasado 27 de Mayo dedicó un programa al tema en un formato símil documental.

Para dar a la polémica una legitimidad que parece difícil de aceptar, el programa recreó escenas de una colonia de sirenas y tritones que, según el guión de Charlie Foley, hace miles de años usaban a los delfines como mascotas y vivían en manadas protegiéndose unas a otras del acecho de unos temibles escualos gigantes.

Como el pretendido documental fue emitido por un canal que suele presentar temas de genuino valor científico, la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA) de los EE.UU. recibió numerosas consultas sobre la existencia de tales criaturas, sobre las cuales sólo hay vestigios artísticos y mitológicos. “No se han encontrado pruebas de humanoides acuáticos”, contestó, tajante, la NOAA.

Delfín humanoide, Delphinus homo insapiens 307

Para algunos, la reacción del organismo científico norteamericano puede parecer desmesurada: debe haber pocas tareas tan insatisfactorias, y aparentemente improductivas, como desmentir la existencia de seres cuya realidad nunca fue documentada. Pero también hay que atender a cuestiones de contexto.

En el último tiempo, por ejemplo, una controversia en torno a presuntos registros en vídeo de sirenas llamó la atención de los aficionados a los misterios (e ingresó en varias escuelas a través de docentes receptivos a la posibilidad de su existencia) cuando aparecieron en la web imágenes, a la postre trucadas, de mujeres con cola de pez, realizadas por bromistas, experimentadores o charlatanes.

Charlie Foley, el productor de Animal Planet que escribió el libreto del documental, defendió su derecho a especular gracias a la existencia de tales criaturas marinas en culturas tan diferentes como la hebrea, la griega, la china y la vikinga, o el hallazgo de pinturas rupestres que parecen reflejar el aspecto que éstas poseían, en lo que podría ser una curiosa confusión entre representaciones fantásticas propias de un trabajo artístico, y un registro realista tipo cámara fotográfica.

En el documental, titulado “Sirenas: el cuerpo hallado”, Foley se pregunta: “Así como hay animales que se desplazaron de la tierra hacia el mar ¿podría haber sucedido lo mismo con los seres humanos?”.

Delfín humanoide, Delphinus homo insapiens 308

¿Y si hubiera algo de eso?”.

Para evaluar la calidad de la evidencia en Animal Planet, tal vez basta agregar que las “mascotas de compañía” que aparecen junto a las sirenas son el Yeti, el chupacabras, y los vampiros (curiosamente, no los gnomos, los fantasmas o las hadas). Foley despeja aún más el panorama cuando, para defenderse de la acusación de falta de evidencias, opta por denunciar una conspiración. Es que, para el director de Animal Planet, “no hay que descartar que un gobierno en las sombras haya ocultado o destruido pruebas”.

Si el complot que denuncia Foley es real, las cosas quedarían más o menos donde empezaron: la falta de evidencias no permite asegurar la existencia de nada que valga la pena reconstruir digitalmente, a menos que estemos ante una animación que pretende entretener y de ninguna manera defender la existencia material de sirena alguna.

En cualquier caso, no deja de ser llamativo que la situación haya obligado a la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica a pronunciarse sobre el fantástico asunto. “No se han encontrado pruebas de humanoides acuáticos. ¿Por qué, entonces, ocupan el inconsciente colectivo de casi todos los pueblos marinos? Es mejor dejar la respuesta a esa pregunta a historiadores, filósofos y antropólogos”, propone la NOAA.

Se reconoce que biólogos, genetistas y zoólogos interesados en la vida de las sirenas no tienen mucho material para examinar. Sí disponen de abundante información los científicos sociales, quienes —si desean embarcarse en semejante estudio— pueden nutrirse de los antecedentes en materia de fenómenos de naturaleza escurridiza reunidos en áreas tan diversas como la religión, la parapsicología y la criptozoología.

Lo del tratado del Talmud me quedo zumbando en el oído, porque decía de modo natural que cierta especie de delfín,  en algún momento se hizo un híbrido con algún ser humano.

tierra de delfines delfin humanoide 07 texto

comparativo tamaño delfinhumanoide

Comparativo tamaño con humano

Mapa distribución de la especie Delfín humanoide, Delphinus homo insapiens

Mapa de distribución

Rango longitud: desconocida

Rango peso: desconocido

Esperanza media de vida :  desconocida

Transformación de mujer en delfín

Delfín humanoide, Delphinus homo insapiens 115

Quiero parir un delfín...

Los seres humanos están genéticamente predispuestos a criar a sus hijos como una forma de transmitir sus genes a la siguiente generación. Para algunos, la lucha para criar a un niño en condiciones dignas es cada vez más difícil debido a la sobrepoblación bruta y un entorno global cada vez más tenso.
Este proyecto aborda el problema de la reproducción humana en la era de la superpoblación, el desarrollo excesivo y la crisis ambiental. Con la posible escasez de alimentos y una población de casi siete mil millones de personas, sería necesario que una mujer considere la incubación y dar a luz a una especie en peligro de extinción, tales como el tiburón, el atún o un delfín? Este proyecto presenta el argumento a favor de dar a luz a nuestra comida para satisfacer nuestras demandas para la nutrición.
El delfín de Maui ha sido elegido como el ‘bebé’ ideal para esta pieza. Es uno de los delfines más raros y más pequeños del mundo, en peligro crítico de extinción, debido a los efectos secundarios de la actividad pesquera por los seres humanos, su tamaño (que se acerca al tamaño de un bebé humano), y sus habilidades de comunicación y el nivel de su alta inteligencia.

Intronaut - Fast Worms

El video musical de esta canción, me recuerda a un sueño que tuve cuando tenía dieciséis años, y en él, me casé con un delfín, que llevaba un vestido blanco, mientras esperaba a ella en el pasillo bajo el agua, en una suite de buceo. Anónimo